Baño de pétalos de flores DIY y económico en Bali (¡o en tu casa!)

Actualizado: 8 nov 2021

Tal y como te explicábamos en el post anterior, Bali tiene una de las densidades de spas por kilómetro cuadrado más elevadas del mundo. Uno de los servicios que allí se ofrecen, además de los famosos masajes balineses, son los baños de pétalos de flores. Se trata de una actividad para mimar todos los sentidos y durante la que puedes hacer fotos muy resultonas.


Nosotros queríamos vivir la experiencia, pero en seguida vimos que se nos escapaba de nuestro presupuesto (los precios no bajan de los 50€). Decididos a encontrar una alternativa, finalmente hicimos nuestro propio baño de flores en la villa donde nos alojábamos... ¡por menos de 8€! A continuación, te contamos cómo lo preparamos para que tú también puedes disfrutar de esta versión low-cost cuando vengas a Bali o, por qué no, ya mismo en tu propia casa.



PASOS PARA PREPARAR UN BAÑO DE PÉTALOS DE FLORES


1️⃣ Ve a una floristería local y pide pétalos de rosa sobrantes

En este tipo de negocios, es habitual que les sobren pétalos de aquellas flores que ya no están frescas y aptas para hacer ramos, pero que aún se ven bonitas y pueden ser utilizadas. En nuestro caso, compramos 5 paquetes por IDR25,000 (menos de 8€ en total).


2️⃣ Llena la bañera con agua calentita

Esta actividad puede alargarse varias horas, así que es importante no coger frío mientras estés dentro de la bañera. Asegúrate de que el agua está a una temperatura agradable y rellénala durante el proceso si notas que se enfría. También puedes echar unas gotas de aceite aromático para crear un ambiente aún más relajante.


3️⃣ Echa todos los pétalos a la bañera

Distribuye bien los pétalos para que cubran toda la superficie del agua y, si tienes a mano más flores, añádalas también. Somos partidarios del "menos es más", pero en este caso, ¡más es más! Nosotros acabamos la decoración floral con algunas frangipani que habían caído en el jardín y el conjunto quedó precioso.


4️⃣ Disfruta de un momento de tranquilidad y saca unas cuantas fotos

Y ahora, llega la mejor parte: entrar en la bañera y dejar que los olores, las texturas y los colores te envuelvan y te transporten a un estado de calma. Deja volar tu imaginación y aprovecha este escenario floral para hacer algunas fotografías artísticas. ¡Ahí van nuestras favoritas de ese día!





Y tú, ¿te animas a crear esta versión DIY de baño de pétalos de flores? ¡Te leemos en comentarios!